Ingeniería, discapacidad e inclusión

IMG_6290.JPG

Foto de familia con los participantes en la Jornada

 La jornada “Ingeniería, discapacidad e inclusión”, organizada por el Proyecto Mujer e Ingeniería de la Real Academia de Ingeniería, IDOM y la Fundación ONCE ha traído al auditorio de CaixaForum en Madrid un buen número de ponencias, testimonios y paneles que han servido para mostrar la vertiente social de la Ingeniería y cómo aporta independencia y calidad de vida a todas las personas, particularmente a aquellas que tienen algún tipo de discapacidad.

 

Tras la apertura de Sara Gómez, Directora del Proyecto Mujer e Ingeniería de la RAI, que ha evidenciado la contribución de la Ingeniería a mejorar el mundo y la importancia de que las mujeres puedan contribuir con su talento a ello desde las carreras STEM, Antonio Colino, Presidente de la Real Academia de Ingeniería, ha intervenido destacando cuánto ha avanzado la accesibilidad, poniendo como ejemplo el desarrollo de Internet, que ha hecho “todo mucho más accesible para todos”. “La Ciencia hace que todos, tengamos las capacidades que tengamos, podamos disfrutar cada vez de más cosas”, ha concluido Colino.

Sebas Lorente ha sido el primer conferenciante. Ha contado su experiencia tras quedar “atado” a una silla de ruedas a causa de un accidente de tráfico a los 26 años y cómo la ingeniería le ha ayudado a recuperar una parte de su vida, por ejemplo, jugando al golf con una silla adaptada que le ha permitido ajustar milimétricamente su posición y levantarse para dar los buenos golpes que le han llevado a convertirse en Campeón de Europa del Golf. Además, ha contado los productos innovadores que el Instituto de Robótica para la Dependencia ha desarrollado para dar calidad de vida a personas con distintos tipos de discapacidades.

Yolanda Cerezo, arquitecta de IDOM, ha hablado de la Accesibilidad Universal más allá como algo más allá que el ancho de las puertas o el diseño de los aseos, ha hablado de la acústica y la iluminación, de la importancia de las funciones que se van a desarrollar en el edificio (que sea posible para todos vivir, estudiar, etc., en él) y que la tecnología con la que cuente sirva para facilitar a todas las personas que tengan una discapacidad, dificultades a causa del envejecimiento o limitaciones temporales por distintas causas.

 

A continuación, Ángela Mwai, de ONU-Hábitat ha abordado las funciones de su división en la organización en relación al ODS 11 "Lograr que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles”, usando la base de los Derechos Humanos e incluyendo a empresas privadas y también a Gobiernos, sobre todo a los de países en vías de desarrollo donde las desigualdades son aún mayores. Proyectos para hacer accesible el transporte público en África, compartir conocimiento creando comunidades para difundir buenas prácticas o llevando a cabo diversas formas de colaboración con empresas privadas y gobiernos son sus actividades principales, así como lograr que la accesibilidad sea un valor trasversal en todas las divisiones de la ONU.

 

En el panel 1: Volver a escuchar, ha sido interesante a la par que conmovedor escuchar el testimonio de Luis Lassaletta, Jefe de Sección en el Hoospital La Paz, sobre la utilización, utilidad y resultados de los implantes cocleares, su evolución histórica y desarrollo, de la mano de Joan Zamora, de Federación AICE y el testimonio de gran valor de María Rodríguez Montealegre, Graduada en Ingeniería Agrícola y Agroalimentaria y usuaria de implantes cocleares sobre su experiencia vital y profesional.

 

El panel 2: Entornos de aprendizaje para personas con discapacidad visual, de la mano de Fundación ONCE, nos ha ayudado a ponernos en el nivel escuela y su importancia, tanto en el ámbito físico como en los medios tecnológicos que permiten a los alumnos adquirir los contenidos  de la mano de Ana Isabel Ruiz López. La Directora de Educación, Empleo y Braille de la ONCE ha hablado de la importancia de la sensibilización que ayuda a considerar criterios de accesibilidad desde el diseño de cualquier producto o servicio y de la formación, pues que estos fueran un tema trasversal a todos los estudios y profesiones daría lugar a una sociedad más justa e igualitaria donde todos fuéramos ciudadanos de pleno derecho. 

Covadonga Rodríguez, Subdirectora en la UNED, ha explicado la práctica de la Universidad a Distancia, que acoge a una buena parte de los estudiantes universitarios con discapacidad, y el uso que hace de las tecnologías para hacer accesibles los contenidos a todos los estudiantes independiemente de sus capacidades.

Antonio Sánchez Kaiser, Catedrático en la Universidad Politécnica de Cartagena, ha presentado BemyVega, un software que permite que mediante cualquier dispositivo móvil se puedan traspasar las discapacidades visuales y auditivas para facilitar con toda la riqueza de matices imaginables el proceso de aprendizaje a todos los niveles. Su hija Vega, en edad de educación primaria y con un resto visual del 5%, o sus estudiantes de mecánica de fluidos en la universidad, con y sin discapacidad, han mejorado gracias a él su rendimiento académico de manera notable. En este último caso, sus estudiantes han pasado de registrar una tasa de aprobados del 20% a un 65%, una prueba fehaciente de que observar la accesibilidad no algo que sirva únicamente para aumentar la calidad de vida de las personas con discapacidad, pues también es de gran ayuda, cada vez, para todas las personas.

 

El testimonio de Manuel García Freire, estudiante del Grado en Ingeniería Informática de la UPM, ha sido de gran valor para comprender cuáles son los obstáculos que como estudiante universitario con discapacidad visual afronta pero, además, ha ido un paso más allá aportando información clave sobre los estudios de ciencias exactas y soluciones o sugerencias que ayudarán en un futuro a solventar estas desventajas para que más pronto que tarde tengan de facto las mismas oportunidades que las personas que no tienen discapacidad.

 

El proyecto de Specialisaterne para facilitar la integración laboral y la formación a personas con autismo de alto funcionamiento y asperger, con especial atención a las mujeres, ha sido de gran interés. Diana Bohórquez ha explicado cómo se da valor a las capacidades extraordinarias de concentración, detección de patrones o apreciación de los detalles que algunas personas tienen dentro de este colectivo para realizar tareas en ámbitos STEM, particularmente en tareas de consultoría informática con el apoyo de un asesor laboral.

 

Y finalmente, Elena García Armada, de Marsi Bionics, a quien Fundación Talgo concedió su Premio Talgo a la Excelencia de la Mujer en la Ingeniería y así os lo contamos en las páginas de Aforos, ha presentado el exoesqueleto Atlas, creado para ayudar en la rehabilitación de niños en sillas de ruedas, evitando un buen número de efectos secundarios que caminan desde la escoliosis o las deformidades hasta problemas respiratorios, descenso del tono muscular hasta el descenso de la esperanza de vida.

El exoesqueleto es una solución robótica que aporta la fuerza muscular que por distintas causas estos niños han perdido ayudando a restablecer las conexiones neuronales que los movimientos idénticos repetidos mejorando notablemente su calidad de vida, particularmente con un positivo impacto psicológico (“se les nota en su sonrisa”, apunta la ingeniera), y en la de su familia y cuidadores.

 

Además, también ha resaltado su utilización en adultos, particularmente en los procesos de rehabilitación tras intervenciones de rodilla.

Elena Salgado, Presidenta del Consejo Estratégico del Proyecto Mujer e Ingeniería de la RAI, ha clausurado el evento poniendo el foco en la tarea de la Ingeniería en su labor de diseñar y construir dispositivos, herramientas y sistemas para superar las barreras cognitivas, físicas y sensoriales y para que estas no sean un impedimento para que las personas con discapacidad logren tener calidad de vida, si no que además puedan ayudar a otros. En definitiva, “visibilizar a la ingeniería como motor de inclusión social y para las personas con discapacidad para conseguir entre todos una sociedad más justa y equitativa”.